miércoles, 29 de enero de 2014

¿Este blog es para usted?

Me parece que hay personas que no aceptan opiniones diferentes a las que ya tienes preconcebidas. Denotan algo de ira, posiblemente reprimida. El que cree que ya tiene la verdad jamás llegará a ella, porque como cree que ya la tiene no tiene necesidad de buscarla.

Hay temas controversiales, pero todos tenemos derecho a expresar nuestra opinión, con mucho respeto. Por ejemplo, no estoy a favor de la homofobia, pero pienso que las relaciones homosexuales son antinaturales. Con esa misma libertad expreso que hay aborígenes muy felices y que obligarlos a “civilizarse” es similar a adoctrinarlos para ser cristianos, porque de igual forma es imponer algo. Todo el mundo piensa que tiene la razón y trata de imponerla, generalmente por la fuerza. Dicen que las civilizaciones más civilizadas también son las más violentas. Lo cual no significa que tienes que estar de acuerdo conmigo, aunque sí que, en la manera de lo posible, deberías respetar mi manera de pensar, lo que lamentablemente no es obligatorio.

Lo que otros piensen no es especialmente para mí, como tampoco lo opuesto. De ninguna manera me enoja, trato de aprender de todo el mundo. Pienso que los comentarios que la gente pretende escuchar son los que refuerzan sus “creencias”, y no olvides que cada creencia encierra en sí misma una duda.

No digo más. Hablar no sirve de nada. Obviamente la gente está muy interesada en conservar sus condicionamientos socailes, que a veces, incluso, creen que son propios. 

Espíritu Divino

Nadie está conforme con la vida que ha llevado. El éxito no te hace feliz. Los bienes materiales no te dan la gloria. A veces te visita la sensación de que la vida no tiene sentido. En ocasiones sientes que no puedes más. Siempre intentando cosas que jamás resultan. Asemejas un muerto en vida.  Sólo eres una actuación barata para los demás; esa máscara que se ha convertido en tu segunda cara, y que a veces, incluso, tú confundes con la primera. Has sido víctima de un complot, cómplice de trabajar para el drama y el sufrimiento. Pero la vida es una danza sagrada. Dentro de ti habita la morada de un Espíritu Divino.  Guerrero espiritual conquista tu alma; y todo lo demás vendrá por añadidura.

martes, 28 de enero de 2014

Pornografía; ¿A todos les gusta mirar?

Dicen que los hombres lloran y que las mujeres también miran pornografía. No me queda duda de que los hombres lloran, como lo hacen las mujeres, pero no creo que las mujeres vean pornografía, como lo puede llegar hacer un hombre.

En mi caso personal agradezco que la pornografía haya estado en lugar y momento indicado del día en que la deseaba ver. En esa edad en que la curiosidad se junta con las ganas, y  te toca, derramando ansias y la materia prima de unos seres que todavía no estás apto para tener. 

Rompiendo un poco el orden de la idea, debo decir que la formación del individuo comienza por casa. No obstante, es importante mencionar que en la actualidad la influencia de los medios de comunicación es bastante negativa, lo que genera más trabajo para los padres de esta época. Padres que, en su mayoría, tienen menos tiempos que los de antes. 

No se puede negar que hay personas más sensibles o que cada individuo puede reaccionar diferente ante un mismo estímulo. Pero pienso que el mal está dentro de las cosas que ha vivido una persona, o según los genetistas: con las que ha nacido. Pero tenemos la tendencia de culpar a medios a los que muchos podemos llegar a ser expuestos, sin reaccionar de una manera negativa. Continuamente se dice que hay “estudios” que aseguran que porque el cine es violento hay gente violenta. Yo, personalmente, pienso que porque somos violentos es que agarramos cualquier excusa para hacer uso de esa ira reprimida. 

Yo vi pornografía hasta que, literalmente, me cansé y mi testimonio es que a mí la pornografía no me hizo daño.  El sexo es natural, la mayoría venimos de un acto sexual consensuado entre dos personas: aún así ningún padre, en su sano juicio, desea que sus hijos los contemplen haciendo el amor, como tampoco nadie desea que lo vean "viendo" pornografía. Mas no voy a discutir si la pornografía es buena o mala, si bien sí diré que lamento que haya personas que para sobrevivir tengan que dedicarse a actividades sin ninguna dignidad, y que al pagar por estas cosas te conviertes en cómplices de ellas, por lo que acepto fui uno de sus tantos cómplices adolescentes. 

Además agregaré que con tanto libertinaje sexual es inconcebible que la pornografía todavía subsista; y que esto habla, por sí solo, de una sociedad pervertida que se ha quedado sin valores. Pienso que los humanos no están tan evolucionados como piensan, aunque si tienen el potencial para seguir evolucionando. Lamentablemente, hasta ahora, esa evolución, que creen tener, sólo la han utilizado para destruir, entre otras cosas al mismísimo planeta. 

(Inspirado por una nota escrita, en facebook, por Melissa Oviedo) 



Dar limosna no resuelve el problema

Con dar limosnas no se resuelven los problemas, aunque, tal vez, te sientas mejor contigo mismo. Todos merecemos igualdad de oportunidades, de esa manera cada persona podría llegar a ser la mejor versión de sí misma. Pero esto es una utopía, porque los políticos y las personas con poder, sean de izquierda o de derecha, no están interesados. Por eso ninguna revolución ha sido, realmente, exitosa; sólo se cambian unos por otros, pero las personas menos favorecidas se siguen muriendo de hambre. 


 Le preguntaron sus discípulos diciéndole: «¿Quieres que ayunemos? ¿Y de qué forma hemos de orar y dar limosna, y qué hemos de observar  respecto a la comida?» Jesús dijo: «No mintáis ni hagáis lo que aborrecéis, pues ante el cielo todo está patente, ya que nada hay oculto que no termine por quedar manifiesto y nada escondido que pueda mantenerse sin ser revelado». (Evangelio gnóstico de Tomás, número 6)

(Inspirado por una nota, escrita en facebook, por Heyzer Freytez)